Cinco curiosas formas de utilizar el aceite de coco


Es posible que alguna vez hayas probado el aceite de coco; incluso es probable que lo tengas en casa como un básico más entre tus productos cosméticos diarios. ¿El motivo? Pues que el aceite de coco contiene increíbles propiedades para la salud de nuestra piel.

Si no sabes muy bien de lo que estamos hablando, te recomendamos visitar nuestro artículo blog donde enumeramos algunos de los principales beneficios de este producto (pincha aquí para acceder). Eso sí, ¡después vuelve y continua leyendo! Así podrás descubrir cinco curiosas formas a la hora de utilizar este producto que quizá no conocías.

Y es que la mayoría de las veces caemos en lo clásico, en lo de siempre, sin pararnos a pensar en todas las posibilidades que puede llegar a tener un producto. Por ello, en nuestro artículo blog de hoy te desvelamos cinco curiosas y desconocidas formas de utilizar el aceite de coco. ¡Toma nota!

Fortalecedor de pestañas
Al igual que es recomendable utilizar el aceite de coco en la piel y en el pelo, también es una buena opción utilizarlo sobre tus pestañas. Bastará con un par de gotas por la noche, antes de irte a dormir, y servirá para mantenerlas sanas y fuertes. 

Te recomendamos utilizar un aplicador de rímel para que su aplicación te resulte más sencilla (pincha aquí para ver el producto).

Ideal para reparar las cutículas
Aplicando una gota de aceite de coco en cada una de tus cutículas y masajeando bien la zona, ayudarás a repararlas y mantenerlas en perfecto estado.

Aliado contra los remolinos
¿Eres de esas personas a las que les cuesta domar su cabello? Prueba a utilizar un poco de aceite de coco en la ducha, aplicándolo con movimientos circulares sobre el pelo mojado. Déjalo actuar durante cinco minutos y después utiliza tu champú habitual. Verás que la tarea de desenredar el pelo después de la ducha se vuelve mucho más sencilla.

Nutre los labios
En determinadas épocas del año –especialmente en invierno– la boca suele resentirse más de lo habitual debido al frío. Utilizando unas gotas de aceite de coco verás cómo tus labios permanecen hidratados y en perfecto estado. 

Limpia tus brochas de maquillaje
Una tarea que tarde o temprano tenemos que hacer todas aquellas amantes de la cosmética, es limpiar nuestras brochas de maquillaje. Cada una tiene sus truquitos, pero algo que nunca falla es utilizar aceite de coco. Aplícate un poco sobre la mano y, con la brocha previamente pasada por agua, frota en la zona donde has puesto el aceite. Verás como la brocha empieza a expulsar el maquillaje rápidamente. Repite el proceso hasta que la brocha quede completamente limpia. 

Vuelve a dar vida a tu pintalabios de barra
Si se te ha acabado tu pintalabios de barra favorito y no eres quien a utilizar lo poco que queda en el aplicador, un buen truco es utilizar un poco de aceite de coco para disolver esa pequeña porción de producto que todavía te queda, y ayudarte de un pincel labial para aplicarte el tinte base resultante. 

¿Habías probado ya alguno de estos trucos? Como ves, ¡el aceite de coco es un todo en uno! No esperes más y hazte con el producto a través de nuestra tienda online (clic aquí para acceder directamente al producto).

CONVERSATION